Las vacunas salvan vidas y son una de las medidas más equitativas para la población

0
32

El Hospital Garrahan se suma a la Semana de la Vacunación en las Américas (entre el 24 y el 30 de abril del 2021), una campaña promovida por la OMS para poder conversar sobre la vacunación y su impacto positivo en la salud pública.

La vacunación en el último año y medio tomó un protagonismo total en la sociedad. La posibilidad que nos brindan de cuidarnos frente a un montón de enfermedades se hizo aún más presente desde el comienzo de la pandemia. Y si bien no son una solución sobrenatural, son una herramienta esencial para avanzar hacia un mundo más saludable.

Una vacuna es una sustancia que aplicada al cuerpo humano genera una reacción en la que se producen anticuerpos o defensas. Esta sustancia, también denominada antígeno, estimula al sistema inmunológico a reconocerla como una amenaza, combatirla y guardar un registro para poder defenderse en una situación futura. A este fenómeno se lo denomina respuesta inmune.

Las vacunas normalmente están compuestas de microorganismos muertos o atenuados, ya sean virus o bacterias, o pequeñas partes de un virus junto a proteínas, que generan la respuesta inmune necesaria para que, dada la exposición a ese virus o bacteria, las defensas la puedan neutralizar.

Las vacunas son junto al agua potable las dos medidas de salud pública que salvan la mayor cantidad de vidas. Realmente se puede decir que las vacunas salvan vidas y a su vez también son una de las medidas más equitativas. Cuando uno implementa un programa de vacunación ampliado en la población, lo que hace justamente es mejorar la salud de una manera muy equitativa.

Para que una vacuna prevenga una enfermedad transmisible y contagiosa, en general se necesita que más del 90% de la población se la haya aplicado. Como siempre habrá un pequeño porcentaje de personas que no pueden recibir la vacuna ya sea porque tiene alguna deficiencia inmune o enfermedad de base.

Es muy importante que haya una cobertura muy alta para proteger a esas personas que naturalmente no se pueden vacunar. La cobertura que se logra con un número importante de vacunados es lo que se llama inmunidad de rebaño o inmunidad de grupo. Hay muchos que se tienen que vacunar para proteger a la población en general, y en particular a ese pequeño porcentaje de personas que no pueden recibir la vacuna porque no van a producir defensas.

Las vacunas son un bien público que salva vidas y protege la salud. Es por esto que desde el Hospital Garrahan, se suman a esta campaña y desarrollan a lo largo de la semana su importancia e impacto sobre todo en la población pediátrica a través del Calendario Nacional de Vacunación.

También abordaran cómo es la aplicación en pacientes con enfermedades poco frecuentes en el hospital y cómo se desarrolló la inmunización contra la COVID-19 en el personal.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here