Influenza aviar: situación epidemiológica y recomendaciones ante la confirmación de casos

La influenza aviar (IA) es una enfermedad viral que afecta a las aves de corral como a las silvestres. No se ha reportado transmisión interhumana sostenida de virus. El riesgo de transmisión a humanos continúa considerándose bajo y no se transmite por ingesta alimentaria (el consumo de carne aviar, huevos y sus subproductos no presenta peligro para la población).

Desde el Ministerio de Salud de la Nación informaron que se encuentran trabajando con las jurisdicciones en el seguimiento epidemiológico de ocho focos de Influenza Aviar detectados por el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA). Hasta el momento ese organismo recibió más 98 notificaciones de sospechas en aves silvestres y de traspatio muertas o con sintomatología, entre las cuales se detectaron casos positivos en Jujuy; Salta; Córdoba y Santa Fe. (Ver Recomendaciones).

En ese contexto los ministros y las ministras de salud de las provincias se encuentran en contacto con sus contrapartes de SENASA y en todo el país se está trabajando en conjunto con las áreas involucradas.

La cartera sanitaria nacional está articulando labor con los ministerios de Turismo y Deportes y el de Ambiente y Desarrollo Sostenible y la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Pesca para informar a las agencias de turismo, los parques nacionales y a toda la ciudadanía acerca de las medidas de prevención para evitar la exposición al virus de la IA.

Se realizó una reunión de autoridades y equipos técnicos de epidemiología y áreas de zoonosis de los ministerios de salud de las provincias involucradas y de Nación para actualizar la situación epidemiológica así como para revisar y ajustar los protocolos de actuación frente a personas expuestas y la potencial aparición de casos sospechosos de IA en humanos.

A partir de las investigaciones epidemiológicas realizadas por las jurisdicciones se identificaron, hasta el momento 14 personas expuestas (11 adultos y 3 menores), las cuales han estado en contacto con las aves infectadas. Ninguna de ellas presenta síntomas de la enfermedad hasta la fecha y todas se encuentran en seguimiento por parte de los equipos de salud de las jurisdicciones correspondientes.

Cabe recordar que la influenza aviar (IA) es una enfermedad viral que afecta a las aves de corral como a las silvestres y puede afectar ocasionalmente a las personas expuestas. Las aves silvestres, principalmente migratorias, son el hospedero natural del virus y están siendo el principal factor de diseminación a través del continente. Las poblaciones de aves de corral pueden adquirir la enfermedad por contacto con aves silvestres infectadas.

No se ha reportado transmisión interhumana sostenida de virus de la Influenza aviar (solo se registraron algunos casos esporádicos por transmisión interhumana en contactos prolongados intrafamiliares sin protección), por lo cual el riesgo de transmisión a humanos continúa considerándose bajo. En esta línea es importante resaltar que la enfermedad no se transmite de los animales a las personas por la ingesta de alimentos, por lo tanto, el consumo de carne aviar, huevos y sus subproductos no presenta peligro para la población.

El riesgo de transmisión a humanos es bajo, cuando se da la transmisión del virus ocurre cuando las secreciones o excretas de aves infectadas son inhaladas por las personas o el virus toma contacto con las mucosas de boca, nariz u ojos. Por lo tanto, las personas consideradas expuestas son aquellas que hayan tenido contacto directo sin protección adecuada con animales infectados (vivos o muertos) o con sus entornos contaminados.

Por último, cabe aclarar que actualmente no hay restricciones para viajar a zonas afectadas por influenza aviar. Sin embargo, se recomienda que las personas que viajan a zonas con brotes de influenza aviar tomen las medidas de prevención necesarias mencionadas para evitar el riesgo de exposición al virus.

Recomendaciones

Por todo lo expuesto con antelación desde el ministerio de Salud de la Nación se recomienda seguir las siguientes medidas de cuidado:

• Evitar todo contacto con aves muertas o que aparenten estar enfermas.

• Evitar el contacto directo con aves silvestres y, de ser posible, solo observarlas desde lejos.

• No tocar superficies que podrían estar contaminadas con saliva, mucosa o heces de aves silvestres o de corral.

• Lavado frecuente de manos con agua y jabón o usar desinfectantes a base de alcohol

• En caso de observarse aves domésticas y/o silvestres muertas o sospechar la enfermedad de alguna de ellas con IA (problemas nerviosos, respiratorios, digestivos, disminución en la producción de huevos, en el consumo de agua o alimento) notificar al SENASA concurriendo a cualquiera de sus oficinas; por medio de la aplicación digital “Notificaciones SENASA”; ingresando al apartado “Avisa al SENASA” desde la web del organismo; enviando un correo a notificaciones@senasa.gob.ar; o un whatsapp al 11-5700-5704.

Para acceder a la comunicación sobre situación epidemiológica publicada el 10 de febrero de 2023: http://bancos.salud.gob.ar/recurso/situacion-de-influenza-aviar-de-alta-patogenicidad-en-la-region

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí