Una forma distinta de pensar el culturismo

0
1056

Sergio Andrés Hernando es bicampeón argentino de fisicoculturismo y relaciona esta disciplina con lo mental y lo espiritual. Conquistó todos los torneos regionales y participó de mundiales con destacadas actuaciones. Dice que la gente confunde al culturista con el patovica y apunta a desmitificar este deporte. Hoy vuelca su pasión enseñando en su gimnasio de San Isidro. 

En acción.
En acción.

Parece convertirse en el increíble Hulk. Así se lo ve a Sergio Andrés Hernando (39) en algunas fotos que adornan su gimnasio cuando aprieta los dientes y traba furiosamente sus músculos con las venas a punto de explotar.

Este bicampeón argentino de fisicoculturismo guarda una sabia frase para definir a este deporte: “El culturismo es el desarrollo de todos los poderes mentales y espirituales. Lo físico es secundario”.

«Rocky», como lo llaman en su entorno, construyó un gimnasio (“Los Druidas”) en San Isidro, donde vuelca toda su experiencia.

¿Qué es el culturismo?
Es la exhibición del cuerpo en su máxima expresión. No se trata de quién levanta más peso, eso es powerlifting y son deportes diferentes. En el culturismo el peso sólo es un medio, pero no el fin. En cuanto a la competencia, hay siete jueces que te piden poses.

¿Cómo está visto este deporte en Argentina?
No está bien visto, porque suele asociarse equivocadamente a los culturistas con los patovicas de los boliches. He conocido pocos de ellos que se dedicaron a competir. Hay que empezar a desmitificar este deporte para que más gente se acerque a él. Siempre digo que detrás de la vidriera del físico está toda la parte mental y espiritual que repercute en la vida misma. Hablo del sacrificio, la disciplina en el entrenamiento y la nutrición. En lo espiritual, puedo decirte que el único momento del día en el que me siento perfecto es cuando entreno; es la sensación de bienestar y satisfacción de hacer lo que realmente te gusta.

¿Fue duro ganar el último campeonato?
Fue muy sacrificado. Tengo casi 40 años y en el último torneo que gané en Córdoba competí con chicos de 25. Para colmo coincidió con la apertura de mi gimnasio, estaba muy estresado. Tenía que llegar a los 106 kilos, pero estaba 40 kilos abajo, me dolían las articulaciones. Pero quería sacarme el último gusto de volver a competir. Y pude ganarle a gente más joven. Me demostré que se puede, cuando las cosas se hacen bien.

¿Estás retirado?
Estoy en una pelea interna para que mi inteligencia le siga ganado a mi ego. Hay retirarse con los brazos en alto y este es un buen momento. Competir es un desgaste enorme para el físico, la mente y el organismo.

rocky 1

¿Cómo es la preparación previa a una competencia?
Respirás culturismo las 24 horas. Hay un sacrificio muy grande lo nutricional más allá de cuántas veces entrenes por semana. Los días previos al torneo llevás a tu cuerpo al extremo, algo que a veces resulta peligroso. Llegué a competir con sólo seis por ciento de grasa en el cuerpo (con cero te morís), una persona normal tiene 25 por ciento. Te preparás todo el año para una noche. Y es imposible mantener un cuerpo así mucho tiempo.

¿Qué cosas evolucionaron en el fisicoculturismo?
Hubo un gran avance en aparatología y suplementos naturales. Antes era todo más rústico. El físico se desarrollaba sólo con una barra y un par de mancuernas. Los accesorios que hoy tenemos en los gimnasios son un lujo extremo. Además, en la década de los ‘70 había otra visión sobre la simetría del cuerpo. No se entrenaba tanto las piernas, por lo que el cuerpo del culturista era como un cucurucho. Y ahora es todo simétrico, se desarrollan todos los músculos.

¿Quién era tu referente?
Arnold Schwarzenegger, él fue el verdadero pionero, porque empezó el culturismo allá por los 70, entrenando en las playas de California con una barra y un par de mancuernas.

Construiste un gimnasio en San Isidro, una apuesta fuerte.
Sí, me la jugué. Me llevó cinco años encontrar una propiedad. Donde hoy está el gimnasio había una casa que hubo que demolerla. El gym es muy completo; tiene tres pisos, ascensor hidráulico, salón para clases aeróbicas y de baile, cocheras. Además, de cintas de última generación y bicicletas fijas. Y una sala de aparatos completísima. En cuanto al entrenamiento hay instructores con mucha experiencia encargados de hacer las rutinas. Asimismo, para quienes tienen un objetivo puntual, yo me encargo de entrenarlos y asesorarlos nutricionalmente (Ver Asesoramiento)…

rocky 3

Asesoramiento nutricional, una opción con excelentes resultados

Además, de su trayectoria como personal trainer, Sergio Hernando también tiene una larga experiencia en asesoramiento nutricional. Y en el gimnasio se pueden tomar clases personales con él. Según alumnos, que han optado por este servicio, se logran excelentes resultados, especialmente aquellos que buscan adelgazar.

“Hay chicas que bajaron 30 kilos. Me cuentan que con nutricionistas nunca llegaron a esos resultados. Creo, que la diferencia es que ellos te dan una dieta y vuelven a verte al mes. En cambio, yo estoy constantemente hablando con el alumno en la semana, hay un contacto cotidiano”, opina el culturista.

“Para adelgazar – resalta – es importante complementar con entrenamiento de pesas, siempre al nivel de cada persona. Porque, de lo contrario, la persona puede bajar de peso comiendo sano, pero queda flojo, como agua viva. La balanza sólo es un valor de referencia, lo que hay que tener en cuenta es cuánto se perdió de músculo, de grasa y de liquido, las tres cosas fundamentales”.

 

Datos útiles:

GIMNASIO LOS DRUIDAS
Martín y Omar 176, San Isidro
4742-8970

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here